Nuestra lucha no se trata de una mera elección estrecha entre opciones electorales dentro del actual régimen, sino de apostar por formas de organización económica y espiritual, cualitativamente superiores a la civilización burguesa, donde se garantiza la emancipación del proletariado y la democracia real. Es la lucha popular por la conquista de la civilización socialista, partiendo del estudio científico de las bases materiales que lo posibilitan y con el objetivo último del comunismo.

[Automatic translation: EN]
[Traduction automatique: FR]

8 de abril de 2010

Kirguistán: de próspera república socialista soviética a miserable y corrompida colonia

El cantante nacional soviético kirguíz Toktogu Satilganov venerado en el país.
Lenin en la capital, Frunze, hoy Bishek.
Un grupo de comunistas kirguizes.
El escritor kirguiz soviético Aitmatov conversando con un señor con traje típico kirguiz.

El camarada Absamat Masalíyev, dirigente comunista kirguíz
Construcción en 1939 del estratégico canal del Valle de Fergana para regar los campos del Asia Central soviética
Campesinos uzbekos soviéticos manos a la obra.

En 1936 la República Socialista Soviética autónoma de Kirguizia pasó a convertirse en república federada. Durante el poder soviético el pueblo nómada, atrasado y analfabeto de la República vivió un enorme florecimiento económico, social y cultural. El escritor kirguiz Chinguiz Aitmatov se hizo mundialmente conocido. El cantante nacional Toktogul Satilganov cantó en los 30 a la construcción socialista y su canción "¿Que mujer dió a luz a un hombre como Lenin?". De 1917 a 1982 el volumen de la producción industrial creció en la república mas de 700 veces. El pueblo se educó en los valores soviéticos de unidad y fraternidad. Por ejemplo a pesar de que históricamente los pueblos kirguiz, uzbeko y tajiko se disputaban el control del agua, a partir de la construcción por el poder soviético del canal de Ferganá, se instauró una cooperación para abastecer del preciado líquido a todos los hermanos. Es por eso que el pueblo kirguiz rechazó por abrumadora mayoría salir de la Unión fraternal de pueblos soviéticos. Kirguistán fue la última república soviética en proclamarse independiente cuando ya la Unión había dejado de existir el 8 de diciembre de 1991 por la traición criminal de los presidentes de Rusia, Ucrania y Bielorrusia, Yeltsin, Kravchuk y Shuskevich.

Los comunistas kirguizes gozaban de gran apoyo popular y trataron de sacar de la crisis al pueblo, defender las conquistas socialistas y mantener los lazos económicos y políticos con los pueblos hermanos. Sin embargo un burócrata académico, Askar Akayev, se hizo con el poder apoyado por los comerciantes uzbekos y un clan gorbachoviano y empezó a desmantelar la economía socialista siguiendo las órdenes del FMI creando una oligarquía con sus familiares. El último secretario del Partido Comunista de la época soviética y último presidente del Soviet Supremo republicano, camarada Absamat Masaliyev, no se rindió. Reconstruyó el Partido en 1992 bajo el nombre de P. de los Comunistas de Kirguistán (PKK en ruso), se presentó a las presidenciales en 1995 y obtuvo un número importante de diputados en 2000: 15 sobre un total de 60. En el 2007 el PKK obtuvo algo mas de un 5 % electoral y 8 diputados de un total de 90. Masaliyev murió en 2004. Le sustituye como líder Nikolai Bailo. De este partido se escindió el Partido Comunista de Kirguistán (KPK) vinculado a la coordinadora de partidos soviéticos en torno a Oleg Shenin.
El país ha retrocedido por décadas. Se ha restablecido la poligamia, han resurgido los clanes como ejes de poder y de división de la sociedad. Los imperialistas han sobornado a los sucesivos gobiernos para instalar en la base de Manas una base por la que transitan cada mes 35 mil soldados con ruta a la guerra colonial de Afganistán. La CIA pudo instalar a un tirano, Kurmanbek Bakiyev, que el pueblo ha hechado a patadas.
Pero Kirguistán debe recuperar su verdadera independencia, hermanarse al resto de pueblos soviéticos, ser un eje de Paz junto a China, Kazajastán, Irán, Afganistán y Rusia y reemprender la construcción socialista. Para eso los camaradas kirguizes tienen que ponerse a la cabeza de ese pueblo desplazando a burócratas, traidores y corruptos.

Etiquetas:

4 Comments:

Anonymous Anónimo said...

"ser un eje de Paz frente a China, Irán, Afganistán y Rusia"

"frente a", no "junto a" si.

Pequeño lapsus, gracias por vuestro magnífico trabajo.

Julian.

4:57 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

gracias Julian por tu rectificación

5:15 a. m.  
Blogger El Socialismo es la solución said...

Kirguistán estaba hasta ahora siendo un país que jugaba un poco a dos bandas con rusos y americanos, en beneficio básicamente personal del ex-presidente Bakíev y sus allegados. Sobre todo se ha visto en el asunto de la base que los estadounidenses tienen en el aeropuerto de Manás, en el tema del perdón de la deuda que mantenía con Rusia y en su aparente no interés de participar en la unión Rusia-Belarus-Kazajistán. Parece ser que este pudiera ser el primer paso que da Rusia de cara a mantener su influencia en las antiguas ex-repúblicas soviéticas, lo cual supone un mensaje claro (que hasta ahora no existía) a Estados Unidos de abstenerse de influenciar (sobre todo con bases militares) en los países de la ex-Unión Soviética para aislar a Rusia. Además, si Kirguistán ingresa en la unión que se está gestando puede influenciar positivamente en el futuro para el ingreso de otros países ex-soviéticos, lo cual supone un gran paso para la unión de los pueblos de la extinta Unión Soviética con la esperanza de un futuro socialista.

5:44 a. m.  
Blogger camponotus said...

Los pueblos ex-sovieticos están sufriendo dramáticamente la traición y la degeneración de los dirigentes del PCUS. Gorbachov, Yeltsin.. y todos esas deleznables creaciones de la mas alta infamia alcanzable por la especie humana.
Ahora esos pueblos parecen estar reorientándose y tomando conciencia de la mayor tragedia social, política y geoestratégica de la historia de la humanidad que supuso el fin de la URSS. Parece que la antaña ceguera de esos pueblos, que les hizo no defender masivamente la URSS cuando fue traicionada, está empezando a terminar y anuncia un próximo renacer de la Aurora Soviética. Su magno legado no puede quedar en vano y florecerá su semilla con inimaginable fuerza que la reconstruirá, la ampliará a nuevas partes del mundo sin los errores que en su dia tuvo.

9:59 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home